Arquitectura engañosa  

publicado por Brigo dentro de , ,

La vista es en muchas ocasiones el primero de los sentidos en enviarnos información de nuestro entorno, y a veces es también el único. A través de la vista podemos recibir datos sobre elementos que se encuentren a distancia tal que ningún otro de nuestros sentidos fuese capaz de detectar.


Es por ello que desde la antigüedad se ha cuidado la vista, mejor dicho lo que vemos. La arquitectura es básicamente visión, la belleza de un edificio se manifiesta a través de nuestra visión. Los arquitectos son conocedores de ello y utilizan métodos para causar diferentes sensaciones en el ser humano, ya sea para mejorar la impresión que causa el edificio, desarrollar un determinado conjunto de sensaciones o por el mero divertimento de entretener a la gente.


Efecto visual sobre fachada de un edificio

Hablaremos en primer lugar de un edificio conocido por todos nosotros: el Partenón de Atenas. De estilo dórico erigido en el siglo V (a.c.) el Partenón es uno de los mayores ejemplos de como eliminar los efectos ópticos que genera el ojo humano, La ubicación del edificio es ya de por sí premeditada, se pretende que al acceder a la acrópolis en la que esta no se vea este desde un frente solo, si no que la primera impresión que nos llevemos sea una perspectiva. Además en este templo griego se juega con las distancias entre columnas, la inclinación de estas, y la curvatura de las líneas que componen el edificio para evitar así que al acercarnos al edificio nos dé la sensación de que este se nos viene encima; o al alejarnos que veamos como la parte central de las horizontales se hunde. El Partenón coincide con el ideal de belleza clásico en un edificio y es la perfección a la hora de aplicar correcciones ópticas.

Exageración de los efectos en el Partenón

El Segundo edificio del que hablamos es la basílica de San Pedro, mejor dicho en la plaza adyacente al edificio, plaza famosa por la que se llena ante las intervenciones del sumo pontífice. La plaza esta compuesta por una elipse y un par de brazos que unen esta con el edificio de la basílica. El perímetro de la plaza esta cercado por hileras de columnas, 284 columnas de 15 metros, muy esbeltas. El excesivo número de columnas genera una sensación de mayor espacio de lo que en realidad hay. Además nos fijaremos también en la disposición de los dos “brazos que forman estas columnas, tienen forma trapezoidal, es decir, las partes rectas no son paralelas si no que en realidad tienen una forma de tenaza. El suelo de la plaza esta inclinado hacia la basílica, creando así la ilusión de mayor altura del edificio, edificio el cual se ubica sobre una escalinata. ¿Por qué todo esto? Existen dos versiones, la que asegura que las tenazas son los brazos de dios que nos abraza o la que dice que estas todo ello sirve para generar sensación de grandeza, empequeñeciendo así al hombre.

Plaza San Pedro, Roma

Por último como ejemplo expondremos el caso de las escuelas taller de la Sagrada Familia de Gaudí (edificado a principios del siglo XX), en Barcelona. Nos centramos en su tejado, Gaudí consiguió la curvatura característica de este edificio con una sencilla sucesión de líneas rectas, variando la inclinación de estas, y como resultado obtenemos un plano curvo formado por líneas rectas

En la actualidad la gran libertad a la hora de levantar un edificio y de hacer cualquier otro tipo de obra permite al diseñador jugar con las formas y líneas del edificio para conseguir el efecto que desee. A continuación algunos efectos opticos:


Interior de un pasillo, efecto de impresión oval.


Baldosas efecto surco


Efecto sobre edificio, dando sensación de plano único



0 comentarios

Publicar un comentario

Bienvenid@

Un saludo, no te olvides de dejar tu comentario, vota y ayuda a mejorar este blog.

Espero que disfrutes de los contenidos de este blog, y que encuentres lo que busques.

Feed

Introduce tu correo:

ofrecido por FeedBurner

Últimos artículos

me leen

Categorías

Blogumulus by Roy Tanck and Amanda Fazani